¿Crédito personal o tarjeta de crédito?

Hablar de financiamiento es tocar una de las fibras más sensibles para muchos mexicanos. Dada la dificil situación económica que inunda los hogares en el país, se ha vuelto complicado crear una cultura enfocada a la administración económica.

Este reto ha desencadenado una ola de alternativas que surgen en la necesidad por satisfacer aspectos básicos de la vida cotidiana, desde préstamos inmediatos, créditos en línea, créditos personales, hasta los diferentes tipos de préstmos en México; ya sea para saldar alguna deuda o cubrir las clásicas vacaciones de verano.

Para estos y otros imprevistos algunas personas se encuentran en la disyuntiva entre estas dos alternativas: crédito personal o tarjeta de crédito. Para tomar la mejor decisión de acuerdo a lo que buscas financiar, es necesario evaluar ambas opciones, según los beneficios que otorgan.

Por un lado, los créditos personales son en realidad préstamos de dinero dados por entidades financieras que debes regresar en un plazo de tiempo determinado. La cantidad de dinero te será dada en una sola exhibición que deberás pagar posteriormente con intereses.

Por eso debes poner mucha atención a la hora de elegir con qué empresa has de tramitar tu crédito personal, para que más allá de ser créditos urgentes que te saquen del apuro, se conviertan en la opción más factible para tu economía, sin que tengas que pagar hasta el doble debido a intereses.

Sin embargo, con los créditos personales tienes la posibilidad de solicitar una cantidad mayor de dinero en comparación con la tarjeta de crédito; muy recomendable en el caso de que desees poner un negocio o invertir una cantidad de dinero en específico.

Por su parte, las tarjetas de crédito son préstamos de dinero en parcialidades, que permiten disponer del monto conforme al ritmo de cada quien. Una de las ventajas del “dinero plástico” es que mientras pagues de manera puntual, no se generan mayores intereses, además de que con forme se vaya liquidando el saldo, tienes la posibilidad de incrementar la cantidad del crédito del cual puedes disponer.

Si no se tiene cuidado del manejo de la misma, las comisiones e intereses se pueden disparar dado el pago de productos o servicios realizados a través de la misma.

Así que ya sabes, tanto los créditos personales como las tarjetas de crédito pueden ser una gran opción para darle un respiro a tu cartera y cubrir aquellos gastos imprevistos o que no te sean posibles de pagar del modo convencional. Pero debes tener mucho cuidado a la hora de utilizar cualquiera de los dos.

También puedes checar otras opciones como préstamos en línea y créditos en línea, que te ofrecen otra alternativa con diferentes beneficios. ¡Investiga, conoce y evalúa lo que más te conviene!

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s